Páginas vistas en total

lunes, 29 de abril de 2013

¿COMO PERDIO LA OREJA VAN GOGH ?

Pocas historias del mundo del arte son tan conocidas y tan misteriosas como la discusión que los artistas Vincent van Gogh y Paul Gauguin tuvieron antes de que el primero apareciera con su oreja izquierda cortada. Dos académicos alemanes, Hans Kaufmann y Rita Wildegans, señalan al pintor francés como el verdadero autor de la mutilación, desmitificando así el hecho más identificativo de la locura de Van Gogh.
En una obra de casi 400 páginas titulada La oreja de Van Gogh: Paul Gauguin y el pacto de silencio los historiadores analizan las declaraciones policiales y la documentación de la época hasta concluir que los dos pintores decidieron inventar la explicación de la automutilación para evitar el arresto al francés.
La historia más conocida recoge el suceso como sigue: Van Gogh, admirador del artista parisino, invita a Paul Gauguin a pasar las navidades de 1888 en su casa de Arlés. El pintor francés acepta tras la insistencia de Theo, su marchante de arte y hermano de Vincent, y en octubre de ese año inician la convivencia en la casa amarilla.
A pesar de la productividad de ambos, sus diferentes concepciones del arte y sus temperamentos provocan enseguida frecuentes conflictos entre ellos. "Gauguin se burlaba de la candidez de Van Gogh y arremetía contra su modo de pintar, asegurando que los verdaderos temas eran aquellos que se terminaban en taller y no al aire libre", escribe en SpanishArts la historiadora Beatriz Aragonés Escobar.
Según la versión del propio Gauguin a la policía, el 23 de diciembre Vincent explota y persigue a su amigo con una navaja de afeitar por la vecina plaza de Lamartine. Una vez solo en la casa, ya que Paul declaró haber pasado la noche en un hotel, el disgusto lo impulsa a cortarse el lóbulo de la oreja izquierda y llevárselo a una prostituta llamada Rachel.
A la mañana siguiente el rastro de sangre lleva a la policía y a Gauguin hasta su cama, donde lo encuentran desmayado y ensangrentado. Las autoridades lo envían al hospital mientras el francés abandona Arlés tras 63 días de estancia.
A partir de entonces, las manías persecutorias de Van Gogh y sus síntomas de desequilibrio se agravan hasta llevarle a recluirse voluntariamente en el manicomio de Saint Paul de Mausole.
El suceso llamó la atención de los periódicos locales pero Van Gogh nunca hizo declaraciones. "Eminentes historiadores escribieron páginas magistrales en torno a tal acto de locura no del todo artística. Antonin Artaud y Georges Bataille, entre tantos otros, hicieron del gesto y la locura de Van Gogh un alucinante caballo de batalla, en defensa de la demencia y las alucinaciones artísticas", señala Juan Pedro Quiñonero en ABC.
Hans Kaufmann y Rita Wildegans, en cambio, sostienen que Gauguin y Van Gogh se enfrentaron a la puerta de un prostíbulo a causa de Rachel. La gran habilidad con la espada de Gauguin acabó, intencionada o accidentalmente, con la lesión del holandés. Para evitar el arresto y la posible condena de su amigo, al que Van Gogh continuaba apreciando, los historiadores afirman acordó con el francés la declaración de la automutilación.
El diario El País recoge que para Kaufmann “el comportamiento posterior de ambos y varias sugerencias de los protagonistas indican que ambos ocultaban la verdad", como la solicitud de Gauguin de que se le enviasen todas sus pertenencias, incluidas la máscara y los guantes de esgrima pero no el florete, que habría tirado al río tras la disputa. A pesar de ello, Hans Kaufmann y Rita Wildegans reconocen que no pueden aportar pruebas definitivas de su tesis, salvo las conclusiones forenses que afirman que la lesión no pudo ser auto infligida.
La versión tradicional que implica el disgusto por la discusión con Gauguin también tiene otras variantes. Desde que el motivo real de la automutilación fue evitar que Gauguin se marchase de Arlés, hasta que el origen fue la noticia de que su hermano Theo, de quien Vincent dependía económicamente, había decidido casarse.
 Entre los que apoyan la versión de que la herida es consecuencia de una disputa hay también quien sostiene que Gauguin inventó el intento de suicidio para protegerse esperando que Vincent lo apoyara, pero marchándose antes de descubrirlo. Otros apuntan a que el enfrentamiento en los alrededores del burdel pudo en realidad ocurrir con cualquier otro.
 Aunque, probablemente, el misterio nunca quedará resuelto con certeza, de lo que no hay dudas es de la genialidad que Vincent van Gogh aportó a la historia de la pintura con su personal estilo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...